‘Canelo’, de paletero a ‘mirrey’ del boxeo

Resultado de imagen para canelo pijama

Jueves 13 de septiembre de 2018.- Saúl Álvarez, el deportista mexicano mejor pagado en la actualidad, se embolsará 30 millones de dólares seguros por la pelea de este sábado contra Gennady Golovkin. Con esta cantidad, más su ingreso promedio del año pasado –estimado en 55 mdd–, no es raro que el pugilista de 28 años de edad desfile ante los reflectores entre lujos y una que otra excentricidad.

“No escatimo en cosas que me gustan… Aprendí de lujos con el tiempo, porque nací sin nada”, comentó el pugilista que en su infancia vendía paletas hielo para sostenerse.

Entre las adquisiciones que más presume Álvarez en sus redes sociales se encuentran unos automóviles nada convencionales:  El que más impacto ha generado es su Mercedes-Benz G63 AMG 6×6 (8.5 mdd): ‘Un señor camionetón’ que en México sólo hay uno, justamente el del ‘Canelo’; hay 200 en el mundo. De igual manera tiene en su cochera un Jeep Wrangler Unlimited Rubicon (41 mil 690 dólares), ideal para los amantes de la aventura todoterreno.

Para compromisos más formales, Álvarez presume un Lamborghini Aventador LP700-4 Roadster (400 mil dólares), el favorito de la mayoría de sus seguidores en Instagram.

Además, el boxeador es un amante de los caballos purasangre, de los que tiene diversos ejemplares, uno de ellos es un regalo de Vicente Fernández, que al saber por su gusto por los equinos le obsequió un magnífico ejemplar al que llamó ‘Spirit’.

Con el paso del tiempo, Saúl Álvarez cambió su vestimenta. Comenzó a utilizar marcas de diseñador fuera de los cuadriláteros, como la ropa con la que viajó a Las Vegas, un conjunto Dolce & Gabbana (37 mil pesos).  De igual manera, el tapatío cuenta con una marca de ropa, con la que ha creado de su nombre una firma que se nutre de playeras, gorras y tenis, con precios entre los 500 y los mil 500 pesos. Sin olvidar los guantes oficiales que no podrá estrenar en la pelea de este sábado, debido a las quejas de su rival ‘GGG’.

Para los traslados de placer y negocios, cuenta con su jet privado, en el que junto con su familia y grupo cercano viaja por el mundo; desde el Coliseo en Roma, Italia, la Catedral de Notre Dame de París, Francia, o alguna extravagante isla, son los destinos que el pugilista mexicano suele visitar.

Y finalmente, los relojes de más alta gama no podían faltar en sus muñecas. Durante una conferencia de prensa lució un Submariner Date de Rolex, con un valor de 14 mil dólares. Otra joyita que usa, de la firma Richard Mille, es un ATZ Ceramic, de más de 3 millones de dólares.

También tiene gusto por otras prestigiadas casas relojeras, como Audemars Piguet Royal Oak y Hublot.