Antorchistas solicitan al Gobierno federal recursos para servicios básicos

Viernes 21 de diciembre de 2018.- Acompañados y con el respaldo absoluto de los ciudadanos de los municipios poblanos que gobernamos, los presidentes municipales de Tecomatlán, Huitzilan de Serdán, Tepexi de Rodríguez, Santa Inés Ahuatempan, San Juan Ixcaquixtla y Atexcal, así como el diputado al Congreso del Estado de Puebla, Ing. Nibardo Hernández Sánchez, este viernes 21 de diciembre, nos sumamos a la protesta que más de 50 mil mexicanos organizados en el Movimiento Antorchista Nacional realizarán en la Cámara de Diputados en demanda de que sean presupuestadas necesidades básicas de servicios públicos y vivienda popular en el Presupuesto de Egresos 2019 toda vez que, con respecto a las cantidades destinadas en años anteriores, el Gobierno de la República que encabeza el licenciado Andrés Manuel López Obrador realizó recortes en esos rubros.

Durante dos días (21 y 22 de diciembre), en el marco de la discusión del Presupuesto de Egresos de la Federación 2019, este grupo de ciudadanos, que representamos a más de 2.5 millones de mexicanos de todo el país, exigimos que se destine presupuesto para poder construir servicios públicos necesarios en los pueblos y colonias que gobernamos, así como en otros en los cuales la organización a la que pertenecemos tiene presencia política: redes de agua potable, de energía eléctrica y drenaje, pavimentación de calles, caminos rurales, aulas escolares, obras de salud y espacios deportivos y culturales, para beneficio de los ciudadanos.

Las autoridades que firmamos este desplegado representamos oficialmente a 37 municipios del estado de Puebla: seis a través de presidencias municipales y 31 a través de una diputación local. A éstos se suman otros muchos en los que el Movimiento Antorchista hace un limpio trabajo de gestión de obras. Por eso, sabemos que el recorte que el Gobierno federal pretende hacer a las obras públicas afectará a centenas de miles de poblanos que se verán sin obras en sus colonias o pueblos el año que entra, lo que empeorará sus niveles de vida.

El Presupuesto de Egresos de la Federación es el dinero que el Gobierno federal gastará en un año. Tiene su origen en los impuestos que pagamos los mexicanos, en las ventas de petróleo mexicano y en los préstamos de otros países. Es dinero de todos los mexicanos y no propiedad del Gobierno federal, por lo que este último está obligado a considerar las necesidades de la población.

El Presupuesto de Egresos para 2019 suma 5.8 millones de millones de pesos, dinero con el que el gobierno debería dar servicios públicos y mejorar la vivienda de los más desprotegidos, pero resulta que es ahí en donde el nuevo Gobierno ha hecho recortes millonarios, dejando sin servicios básicos a millones de mexicanos pobres. Esto es muy grave porque las carencias de servicios son enormes en nuestro país y en nuestro estado. Por ejemplo, de acuerdo con datos de la Secretaría de Desarrollo Social, en Puebla hay más de 3.7 millones de ciudadanos viviendo en pobreza y 561 mil viviendo en pobreza extrema.

El Coneval afirma que más de un millón 100 mil poblanos tiene carencia de los servicios de salud, casi 900 mil carecen de vivienda o de vivienda digna y que 1.6 millones de poblanos carecen de servicios básicos.

Estos graves problemas provocan marginación y sufrimiento a las familias poblanas, y van a agravarse si el nuevo Gobierno federal decide mantener los recortes y no destina recursos para que las autoridades de los diversos niveles de gobierno construyan obras públicas como las aquí mencionadas.

Por ello, en nuestra calidad de autoridades legítimamente electas, solicitamos a los diputados federales que programen recursos suficientes para que los tres niveles de gobierno podamos introducir servicios públicos y ayudemos así a mejorar la vida de nuestros gobernados.

Ninguno de quienes hoy protestamos solicitamos la asignación directa de recursos a alguna persona u organización, ni solicitamos moches o dádivas, como se ha dicho calumniosamente por parte de algunos políticos que buscan desprestigiar a quienes sostenemos que los recortes lesionan a los mexicanos más pobres. Lo único que pedimos es que las obras se asignen en el Presupuesto de Egresos y que el recurso se ejerza conforme lo indica la ley y la normatividad vigente.

Nuestra solicitud, pues, es legal y legítima. Con la ley y la razón de nuestro lado, demandamos respetuosamente a la Cámara de Diputados que presupuesten recursos públicos para que las autoridades correspondientes construyan esas obras públicas que son de obvia necesidad y urgente solución. Las autoridades firmantes de este desplegado respaldamos enteramente esta demanda y ésta es la razón por la que hoy, junto con representaciones de ciudadanos de nuestros municipios, nos sumamos a la protesta en la Cámara de Diputados.